El correo electrónico sigue online

Desarrollado en 1971, es una de las herramientas más usadas por los usuarios de internet que sigue vigente y renovándose

El correo electrónico es una de las principales actividades online en nuestro país, abarca al 77 por ciento de los internautas, y superado solamente por las redes sociales. Esto lo indica el treceavo Estudio sobre los Hábitos de los Usuarios de Internet en México, realizado por la Asociación de Internet.mx.

Desarrollado en 1971 por Ray Tomlinson, en la actualidad la importancia del correo electrónico se mantiene: “Es una herramienta que auxilia a la comunicación y que evoluciona al ritmo de la tecnología, a veces se piensa que ya es obsoleto o está en decadencia, pero sigue vigente y renovándose”, refiere Luis Ignacio Sánchez Salazar, administrador de correo electrónico en la Unidad de Administración y Aplicaciones y Base de Datos, de la Coordinación General de Tecnologías de Información (CGTI).

Para el año 1973 el correo electrónico constituía el 75 por ciento de todo el tráfico de la red ARPANET de aquel tiempo.

“La palabra clave del uso del correo electrónico es colaboración, ya que podemos interactuar con el calendario, con los contactos, con lista de tareas, dejando archivos para compartir con otras personas que necesitamos que revisen, autoricen o estén informados”, explica Sánchez Salazar.

A nivel mundial, el portal statista.com, indica que en el 2014 había 4 mil 100 millones de cuentas de correo electrónico activas y pronostica que la cifra aumente hasta los 5 mil 600 millones a finales de esta década.

En este panorama, es necesario utilizar esta herramienta de la forma adecuada para que su funcionamiento sea óptimo: “Lo recomendable es tener buzones ordenados con carpetas de acuerdo a la necesidad y mantener en línea solo el correo indispensable, esto agilizará la conexión para revisar tus mensajes y aprovechar los recursos de la plataforma donde se ha creado la cuenta de correo”.

En cuanto a seguridad, “se debe cambiar la contraseña de forma regular o si se cree que alguien la pudo observar, pero también utilizar una diferente para cada una de las cuentas; se debe tener cuidado con archivos adjuntos que indican la habilitación de macros de Word o Excel; antes de dar click en links se recomienda pasar el cursor sobre ellos para ver si realmente coinciden con el sitio al que hace referencia el correo. Si se desconfía de los links en el correo, se recomienda abrir un navegador y teclear la dirección para dirigirse al sitio, verificando que la dirección del sitio inicia con https, para lo cual se debe revisar el candado y verificar que tenga el certificado de un sitio de confianza”.

Agrega que no debe colocarse la dirección de correo en blogs, foros, sitios públicos o redes sociales, ya que con frecuencia Spamers toman las direcciones de correo de estos sitios para mandar correo basura. Además recomienda evitar dar click en links del tipo “Ya no me mandes más correo de este sitio”, porque los Spamers confirman con esto la validez de la dirección de correo y con seguridad la cuenta recibirá correo no deseado.

Por:
Rubén Hernández Rentería

Fecha:
13 Noviembre 2017

Nota publicada en la edición 948

Fuente:http://www.gaceta.udg.mx/G_nota1.php?id=22485

Compartir en Google Plus